Coach

La palabra coach es muy utilizada en temas deportivos, pero  ¿cuáles son los quehaceres en temas profesionales y personales?  Me encontré con la siguiente cita al respecto:

“Un coach es tu  “entrenador” en herramientas comunicacionales y de vida, que te acompaña en la generación de cambios. Sostén incondicional de éxitos y errores. Guía en desarrollo personal. Co-diseñador en la creación de nuevos proyectos. Aliento en tiempos tormentosos. Es quien te despierta cuando estás dispuesto a escuchar tu propia alarma.”

Esto me hizo pensar en una analogía entre un entrenador físico y uno personal/profesional, te la comparto:

  1. Cuando llegas con un entrenador regularmente te pregunta cuál es tu objetivo, es decir, si quieres bajar de peso, tonificar, desarrollar masa muscular, etc.  Cualquiera que sea el  objetivo será decidido por ti.  En el coaching aplica de la misma forma,  inicialmente fijamos los objetivos y eres tú quien los determina.
  2. Si tu entrenador no es nutriólogo, lo conveniente es que acudas a uno para complementar tu ejercicio con una dieta.  En el caso de tener alguna lesión deberás acudir con un especialista.  Cuando estás en un proceso de coaching, es necesario que continúes asistiendo con tu especialista, si es el caso, por ejemplo, en cuestiones físicas o psicológicas.
  3. A veces, un entrenador físico tiene el rol de maestro amigablemente severo.  No te asustes si en el coaching de vida o profesional ocurre lo mismo.  Es nuestra labor impulsarte a que tus actividades diarias, contratiempos y obligaciones de todo tipo no conspiren contra tu proceso de coaching.  Es por esto que insistimos en que asistas a tus sesiones y/o talleres en tiempo y forma, y sobre todo, lo hagas con excelente disposición a esforzarte y cumplir con tus objetivos.
  4. En un gimnasio tú realizas los ejercicios, tu entrenador corrige y perfecciona.  El coaching es un proceso parecido, tu coach (entrenador) te facilita las herramientas para que logres tus objetivos; tú, realizas los ejercicios y los aplicas en tu día a día, algo así como si fueras al gimnasio cuatro o cinco veces a la semana.  Debido a que regularmente las sesiones son una vez a la semana, el resto de los días es responsabilidad tuya aplicar las herramientas que tu coach te facilita durante las sesiones.
  5. Si llegaste al gimnasio por un objetivo, probablemente tu entrenador va a insistir para que lo mantengas (aún a riesgo de que lo despidas).  Suele ocurrir que súbitamente creemos que no seremos capaces de lograr el objetivo inicial, ante esta situación, un entrenador personal responsable tiene la obligación de ayudarte a avanzar firmemente hacia tus objetivos elegidos.  El coaching da cierta flexibilidad en este punto debido a los cambios que se van dando durante el proceso.  Esto puede permitir ciertas modificaciones a los objetivos de manera positiva si así lo decide el coachee (cliente).  Toma en cuenta, que es responsabilidad de tu coach identificar y hacer las observaciones pertinentes respecto a tu solicitud.

 

Si te gustó o te fue útil esta información, por favor comparte este artículo, ayuda más de lo que puedes imaginar. Y recuerda, tus comentarios son siempre bienvenidos.

Para mayor información puedes contactarme en:
E-mail: contacto@renuevat.com.mx
Contacto: Claudia Mendoza (Coach de Vida y Empresarial)
www.renuevat.com.mx
facebook.com/renuevat.mx/
Twitter: @renuevat_mx
https://claumendozamx.wordpress.com/
google.com/+RenuevatMx

Anuncios